Connect with us

App

Chachapoyas ingresa a cuarentena focalizada

Published

on

Fotografía: Xatel.tv
  • Se recomienda drástica medida por incremento de casos de Covid-19 en la provincia.
  • Desde el 1 de setiembre, población deberá permanecer en sus domicilios de 8:00 de la noche a 4:00 de la madrugada del día siguiente, de lunes a sábado y domingos todo el día.

(XaTel).- Después de 61 días de haberse levantado el aislamiento social obligatorio, la capital del departamento de Amazonas volverá a cuarentena.

El Decreto Supremo Nº 146-2020-PCM, publicado en el diario oficial El Peruano, dispone que se incluya a la Provincia de Chachapoyas en el aislamiento social obligatorio (cuarentena).

La medida empezará a regir desde el martes 01 de septiembre y se prolongará hasta el día 30, período en el que estará permitido el desplazamiento de las personas, únicamente para la prestación y acceso a servicios y bienes esenciales, así como para la prestación de servicios de las actividades económicas autorizadas a la entrada en vigencia del decreto supremo.

Durante este tiempo se dispone la inmovilización social obligatoria de todas las personas en sus domicilios (toque de queda), desde las ocho de la noche hasta las cuatro la madrugada del día siguiente, de lunes a sábado.

Asimismo, el día domingo, la inmovilización social obligatoria es para todos los ciudadanos a nivel nacional durante todo el día, hasta las 4:00 horas del día siguiente.

La determinación del gobierno, se da en respuesta al Centro Nacional de Epidemiología, Prevención y Control de Enfermedades – CDC, del Ministerio de Salud, que ha recomendado establecer cuarentena focalizada, entre otras jurisdicciones del país, en la provincia Chachapoyas, sumándose a Bagua, Condorcanqui y Utcubamba en Amazonas.

Se argumenta que, en el marco de la nueva convivencia social, es necesario que se siga garantizando la protección de la salud y vida de las personas, a través de la adopción de cuarentenas focalizadas, buscando frenar y combatir los actuales altos índices de contagio y propagación del COVID-19, en virtud a las evaluaciones epidemiológicas.

Desde el levantamiento de la cuarentena en Chachapoyas, el pasado 1 de Julio, la provincia ha mostrado un incremento de casos de 665%, pasando de 246 a 1882 enfermos con la Covid-19.

La norma indica que el objetivo de lo dictado es, priorizar la protección de los derechos a la vida y a la salud de las personas y que toda reactivación económica del país sea responsable y supeditada a la protección de los derechos antes mencionados.

Excepciones

Durante la inmovilización social obligatoria, se exceptúa el personal estrictamente necesario que participa en la prestación de los servicios de abastecimiento de alimentos, salud, medicinas, servicios financieros, servicio de restaurante para entrega a domicilio (delivery), la continuidad de los servicios de agua, saneamiento, energía eléctrica, gas, combustibles, telecomunicaciones y actividades conexas, limpieza y recojo de residuos sólidos, servicios funerarios, transporte de carga y mercancías y actividades conexas, actividades relacionadas con la reanudación de actividades económicas, transporte de caudales, esto último según lo estipulado por el Ministerio de Transportes y Comunicaciones. Durante la inmovilización social obligatoria se permite que las farmacias, droguerías y boticas puedan brindar atención de acuerdo a la norma de la materia.

El personal de prensa escrita, radial o televisiva podrá transitar durante el período de inmovilización social obligatoria siempre que porten su pase personal laboral, su credencial periodística respectiva y su Documento Nacional de Identidad para fines de identificación. La autorización también es extensiva para las unidades móviles que los transporten para el cumplimiento de su función.

También se permite el desplazamiento de aquellas personas que requieren de una atención médica urgente o de emergencia por encontrarse en grave riesgo su vida o salud y la adquisición de medicamentos, sin restricciones por la inmovilización social obligatoria”.

las reuniones sociales, incluyendo las que se realizan en los domicilios y visitas familiares, se encuentran prohibidas, por razones de salud y a efecto de evitar el incremento de los contagios a consecuencia del COVID-19.

las personas en grupos de riesgo, como los adultos mayores de sesenta y cinco (65) años y los que presenten comorbilidades, de acuerdo a lo señalado por la Autoridad Sanitaria Nacional, no pueden salir de su domicilio, y, excepcionalmente, lo podrán hacer conforme lo señalado en las citadas normas y no deben recibir visitas en su domicilio debiendo evitar el contacto físico con las personas que se desplazan fuera del domicilio.

Advertisement
Anuncio

Facebook

Lo más visto